Tiempo de lectura: 3 minutos
Shares

¿Has escuchado acerca de la estrategia omnicanal? Esta estrategia se crea para ser implementada en todos los canales que usa una empresa para llegar a sus clientes y define cómo se utilizarán estos canales para motivar la comunicación entre la marca y sus usuarios y está centrada en la experiencia del cliente.

Qué es el marketing omnicanal

El objetivo del marketing omnicanal es darle al usuario una experiencia consistente, integrada y personalizada, sin importar cuál sea el medio que elija para acercarse a nuestra marca.

Primero, para poder llevar a cabo esta estrategia, debemos responder las siguientes preguntas:

  • ¿Quiénes son mis clientes?
  • ¿Cómo interactúan con mi empresa?
  • ¿Cuáles son sus necesidades al escoger mis productos y servicios?
  • ¿Qué es lo que necesitan cuando contactan con la organización?

Responderlas, ayudará a que identifiquemos el proceso que se lleva a cabo cuando un cliente establece contacto con la marca, y así, podremos definir mejor cuáles son los beneficios que buscan y estaremos en posibilidades de mejorar la experiencia de nuestros usuarios día con día.

Al llevar a cabo todas estas acciones lograremos una mayor fidelidad de nuestros clientes hacia la marca y un incremento en las compras potenciales.

La omnicanalidad se ha convertido en una necesidad básica de las empresas porque nos ayudan a:

  • Aumentar el índice de conversión
  • Reducir el churn rate (tasa de cancelación de clientes)
  • Reducir la tasa de abandonodel carrito de la compra

Los canales digitales son un punto clave para que las empresas puedan mejorar su posicionamiento y porque contribuyen a mantener la marca presente en la mente del cliente, desde que surge la necesidad o deseo de compra (incluso incitándolo), hasta que se lleva a cabo, ya sea a través del sitio web, redes sociales, vía telefónica o en la tienda física.

La importancia de la fidelidad de los clientes

Tener clientes que son fieles a nuestra marca, es uno de los mejores resultados que conseguiremos con la implementación de la omnicanalidad: le da la oportunidad al usuario de establecer contacto inmediato con la marca, desde el lugar que él decida y lleva un acompañamiento por parte de la empresa que es congruente con su ciclo de vida como cliente.  A fin de cuentas, todo esto se traduce en branding: nuestros usuarios se sentirán identificados, acompañados y respaldados por la marca en todo momento.

Una parte importante del reto que representa llevar una estrategia omnicanal, está en que al mismo tiempo que se debe dar respuesta prácticamente inmediata a los clientes, es fundamental mantener la calidad tanto en los productos y servicios que ofrece la marca, como en el servicio al cliente, ya que, de no ser así, la estrategia estaría incompleta y no lograríamos la fidelización de nuestros usuarios.

En E-clix, te podemos asesorar con esta estrategia y otras herramientas que te pondrán un paso adelante de tu competencia. ¡Contáctanos!

Shares

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram