Facebooktwitterlinkedin

La crisis sanitaria ha generado graves problemas para las empresas mexicanas: cambios en la demanda, costos más altos, implementaciones urgentes de nuevas tecnologías, disminución de personal y una economía global cambiante son algunos ejemplos de los desafíos que surfearon en el 2020, y mientras algunos lograron recorrer la ola sin caer, otras no han sido tan afortunadas.

Este 2021 el clima laboral que se respira es de incertidumbre mientras se sigue poniendo a prueba su permanencia en el mercado, sin embargo la mayoría de las empresas que han sobrevivido en el país ven con expectativas este nuevo periodo y esperan mejorar o recuperar las ventas que habían obtenido previo a la pandemia.

Comercios mexicanos esperan recuperar ventas que tenían previo a la pandemia

A través de una encuesta global hecha por Atento, proveedor de servicios de gestión de relaciones con clientes y externalización de procesos de negocio, a más de 160 profesionales de firmas líderes en el mercado, detectaron que el 60% creen que podrán recuperar sus niveles de ventas a lo largo de este año, pero al mismo tiempo un 34% piensa que necesitarán más de 12 meses para volver a los niveles de ventas que tenían previo a la pandemia.

En un desglose por tipo de empresas, en el negocio de las telecomunicaciones el optimismo es mayor que en todos los demás sectores, siendo que 8 de cada 10 compañías (78%) estima una recuperación completa este mismo año.

Por su parte la mitad de las empresas de tecnología o servicios considera que se recuperarán este 2021. Los menos entusiastas con la idea de un año beneficioso para las ventas son el sector de la banca y seguros, donde solo el 25% ve la posibilidad de hacer lo que hacían previo a la pandemia.

Razones por las que disminuyeron las ventas en 2020

En términos generales sabemos que los negocios tuvieron dificultades para vender por los cierres de los establecimiento físicos que aunque buscaron solucionar por medio de la digitalización de sus procesos, utilizando nuevos canales de venta y publicidad, se le sumó la ralentización del consumo. De acuerdo con los datos de Atento, 75% afirman que sus ventas se afectaron y 32% subraya que fue de manera drástica.

Desde la perspectiva de los dueños las principales las causas del deceso en las ventas corresponde, para un 35%, a que los mexicanos han optado por no consumir su producto; otro 29% opina que su servicio dejó de necesitarse y un diminuto 8% piensa que sus clientes se están yendo con la competencia.

Cambiar la estrategia para modificar el panorama

“En momentos de incertidumbre y crisis es necesario adaptarse rápidamente. Para reactivar el consumo e intentar recuperar los niveles de ventas pre-covid, es imprescindible transformar los modelos y adecuar la fuerza de ventas a las circunstancias presentes, comenta Pablo Sánchez, director de Marketing global de Atento.

Esta afirmación está alineada al pensamiento del 69% de las corporaciones que, para que sus ventas sean como eran previo a la pandemia, están redefiniendo su estrategia de comercialización.

De hecho, muchas se preocupan no solo por su propio bienestar financiero sino por la economía de México. En este sentido hay varios ejemplo de empresas que por lo que hacen se perfilan como potenciales motores de la reactivación mexicana tras la pandemia con sus proyectos que se enfocan en el uso de la innovación y la tecnología para poder generar nuevos empleos en masa.

Dentro del porcentaje de empresas consultadas por Atento, el 27% está adaptando la oferta a la nueva demanda, el 24% impulsa sus canales digitales, un 16% apuesta por reducir costos y un 13% por modificar y rediseñar su portafolio de productos.

10 de las empresas que reactivarán la economía mexicana tras la crisis de la pandemia

Diversos canales como estrategia para que el futuro de las ventas sea como el previo a la pandemia

Con el confinamiento todos los comerciantes se dieron cuenta que los modelos basados únicamente en la venta física se vuelven una amenaza en situaciones de crisis, ahora hablamos de coronavirus pero bien pueden haber otras limitaciones que no permitan a las personas movilizarse al comercio y esto hace que se pierdan las ventas.

Frente a esto, 6 de cada 10 empresas están combinando estratégicamente las ventas físicas con las remotas, esto incluyen las que hacen por teléfono, chat, redes sociales, etc., priorizando la experiencia del cliente independientemente del canal.

Canal tradicional sigue a la cabeza 

Aunque el mix de canales es vital, cuando de preferencia se trata los canales mejor considerados para la venta para el 25% son los de atención presencial; sin embargo 22% prioriza el teléfono y un 18% las redes sociales, manifestado la necesidad de integrar los canales.

Canales digitales para impulsar ventas 

Ahora bien, como ya hay facilidad de acceso a la tecnología, los negocios saben que deben utilizar los canales por internet para llegar a los consumidor. No obstante como las herramientas digitales ya están al alcance de cualquiera, el reto que sigue es elegir la mejor solución acorde a las necesidades comerciales.

La tendencia de eCommerce más seguida por las consultadas (48%) es el desarrollo de herramientas de Analytics para impulsar las ventas.

Otras opciones son adoptar una estrategia multicanal y personalizar las ofertas. También la preparación adecuada de los equipos de ventas y trabajar en las estrategias de retención y fidelización de clientes, son considerados muy relevantes para recuperarse.

Una vía más que utilizan son los aliados para optimizar los canales y el volumen de ventas. De esta manera 27% recurre a partners para sus operaciones, 21% a aliados como agencias de publicidad para sus acciones de marketing digital, un 20% busca socios tecnológicos y 17% se alía con otros para definir su modelo comercial.

Imagen: tirachardz en Freepik

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram