Tiempo de lectura: 4 minutos
Shares

A pesar de las numerosas predicciones de que desaparecería, el email sigue aquí y seguirá por mucho tiempo.

La mayoría de las personas son tan dependientes de su email que pensar en vivir sin él sería imposible.

De hecho, los estudios apoyan esta situación, por ejemplo, uno realizado por Radicati Group, que estima que existen 2.6 mil millones de usuarios de email en el mundo y serán 2.9 mil para 2019.

El uso tampoco está bajando. Otro reporte reciente encontró que un trabajador de oficina checa su email 74 veces por día, tres veces más de las que ve Facebook.

Por eso no es sorpresivo que el email marketing siga creciendo. De acuerdo a Econsultancy, el email marketing constituyó al menos el 12% de los presupuestos en 2016 y se espera que crezca en 2017 a 38%, de acuerdo a varias empresas encuestadas al respecto.

Acciones básicas en email marketing para el próximo año

Ante estos datos, así como la creciente inversión en tecnología para manejar el email, muchos se preguntan cuáles son las mejores y más nuevas prácticas en esta área.

A continuación un listado de acciones básicas que todo profesionista de email marketing debería hacer en 2017.

Verificar la tasa de entrega

La tasa de entrega es la medida que indica qué porcentaje de su email está llegando a las bandejas de entrada de sus clientes.

Una alta tasa de entrega significa que más personas pueden ver tu mail, una baja tasa significa que tus mensajes están rebotando o están siendo calificados como spam.

Existen ciertas medidas para mejorar la tasa de entrega, pero una de las mejores es trabajar con un proveedor profesional de servicio de email (ESP, por sus siglas en inglés).

Los ESPs profesionales ofrecen muchos servicios para asegurarse que sus emails lleguen a su objetivo, y si no llegan, te indican por qué sucede esto.

Este tipo de verificaciones y reportes cada vez son más importantes conforme los servicios de email para consumidores (como Gmail o Hotmail) y los servidores corporativos de email ahora vigilan con más cuidado los correos comerciales ante la posibilidad de fraude.

Usar ‘disparadores’

Los disparadores son eventos que causan que un email sea enviado a una persona en particular. Por ejemplo, cuando un cliente se suscribe a una lista de email causa que un mail de bienvenida le llegue desde el servicio al que se suscribió.

Este tipo de herramientas se está volviendo más creativo. Antes sólo se usaban en el caso de compras o de suscribirse a una lista, pero ahora se envían cuando un cliente:

  • Abandona un carrito
  • Visita una página en particular
  • Pasa una cierta cantidad de tiempo en un sitio web
  • No regresa al sitio por cierto número de días

Algunos profesionistas del email marketing incluso están usando información externa, como el clima, en combinación con otros factores, para lanzar los emails.

Además, la tendencia es usar algoritmos con inteligencia artificial en la estrategia de email marketing.

Actualizar las funciones de suscribirse y dejar una lista

Tradicionalmente, estar en la lista de correos de una compañía era una cuestión de ‘todo o nada’. Los clientes se suscribían y permanecían en la lista hasta decidir dejarla.

Actualmente, las empresas están actualizando sus servicios de manejo de listas de modo que los clientes puedan escoger de múltiples listas, resúmenes o incluso frencuencias de recepción de email para que les lleguen tantos o tan pocos como deseen.

Hacer pruebas A/B correctamente

La mayoría de los encargados de email marketing realiza pruebas A/B, sobre todo para asegurarse de que usan los títulos correctos en sus emails.

Pero los profesionistas de email marketing más a la vanguardia están revisando su uso de pruebas A/B y asegurándose de que lo hacen correctamente.

Por ejemplo, es necesario verificar el tamaño de la muestra, pues de no hacerlo las pruebas ya no son válidas.

Lo más importante, de acuerdo a los delegados, es que tanto las muestras de control (A) como la variación (B) sean suficientemente grandes para ser significativos estadísticamente. Para aquellos que tienen dudas al respecto, existen calculadoras en línea para ayudar a determinar estos datos.

Actualizar los indicadores claves de desempeño (KPIs)

Antes se usaban KPIs como el tamaño de la lista, así como métricas de desempeño de email como apertura de emails y tasas de clicks.

Pero lo que deben hacer actualmente los profesionistas de email marketing es medir cómo los emails están contribuyendo a las conversiones, medida conocida como atribución, así como comparar el desempeño por segmentos o demografía de la audiencia.

Enviar menos correos

De acuerdo a algunos profesionistas de email marketing actualmente es necesario reducir el número de emails que se envían a una persona particular en un periodo de tiempo.

Esto ayuda a reducir los abandonos de clientes a una lista por ‘fatiga por email’. Enviar menos correos es un objetivo asequible si la empresa tiene centralizada su distribución de emails. De otra forma, si varios departamentos mandan emails, es necesario coordinarse para hacer esto.

Al reducir mails, además, es necesario enfocarse, en vez del volumen, en la relevancia y calidad del contenido de los emails.

mayrum / Shutterstock.com
Shares

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram