Facebooktwitterlinkedin

El crecimiento de las marcas con propósito en México es cada vez más evidente. Diversos estudios y ciertos casos de éxito avalan que los consumidores de nuestro país están dispuestos a invertir más dinero y hablar positivamente de una empresa cuando está comprometida con lograr un verdadero cambio social o a reflejar valores que representen fidedignamente a los de su audiencia.

¿Cuáles son los pasos a seguir para identificar e impulsar el propósito de tu marca?

La consultora frog elaboró recientemente en colaboración con varios expertos, un reporte titulado “El cansancio de la disrupción” (Disruption Fatigue, en su versión original) en el que destaca tres estrategias que puedes poner en práctica para no perder de vista la relevancia del propósito de tu marca.

1. Alinear a empleados y clientes con el propósito

Como líder de tu empresa, lo primero que debes hacer es cuestionar a tus empleados y consumidores sobre lo que ellos opinan en relación a la misión, visión y valores de la marca. De no haber coincidencias en sus respuestas, es momento de replantearte el propósito de la misma.

Vale destacar que no es necesario que cambies el objetivo inicial de la compañía en su totalidad, solo debes darle un mayor y mejor contenido. Siempre involucrando en el proceso a tus trabajadores y clientes.

Al conseguir una alineación entre todas las partes con la misión central de la firma, podrás concentrarte a tiempo completo en la oferta de valor, dejando a un lado la gestión de las apariencias.

2. Traducir el propósito en acción

Tras la llegada de la pandemia de coronavirus, las marcas han sido juzgadas constantemente por sus contribuciones (o faltas de ellas) en la sociedad.  Y aunque algunas han respondido con mensajes de apoyo o en rechazo a ciertos eventos, los clientes buscan más acciones que palabras.

Entonces, en este punto, es necesario que las prácticas internas de tu organización estén en sincronía con lo que decidas mostrar al mundo.  La sugerencia radica en que una vez definida tu causa a apoyar, busques testimonios y experiencias para compartir a través de la web. De esta manera, estarás dándole visibilidad a una problemática de interés colectivo.

3. Mantener la promesa de marca

Esta es la parte más importante del proceso de continuidad de una marca. Es necesario que los clientes sientan que la promesa de satisfacción y calidad en los productos o servicios se está cumpliendo. De lo contrario, podrían terminar su relación con la empresa y buscar otras opciones.

Entonces, ¿qué debes hacer? Garantizar experiencias personalizadas o diferenciadas a tus consumidores, que les permitan percibir que están ayudando de manera significativa en el crecimiento del negocio.

Entre las experiencias que podrías ofrecer, destacan: membresías personalizadas, programas de lealtad o iniciativas enfocadas en una causa. Recuerda que los consumidores favorecerán siempre a las empresas que retribuyen a la sociedad.

Imagen Freepik

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram