Tiempo de lectura: 4 minutos
Shares

El eCommerce chino está explotando. Pero existen algunas diferencias claves entre el oriente y el occidente para aquellos emprendedores que consideran aprovechar la oportunidad.

Los mercados extranjeros tienen sus excentricidades, a las cuales hay que adaptarse. Sin embargo, con el mercado chino, la oportunidad es grande, pero no sin retos.

Muchas compañías occidentales fallaron al tratar de entrar a China, como Groupon o eBay, por una falta de conocimiento del mercado. El panorama digital en China es diferente en términos de social media, motores de búsqueda y preocupaciones legales. Las marcas no pueden esperar que los consumidores se comporten igual que en el occidente.

Estas consecuencias usualmente no las esperan las marcas cuando atentan entrar en el mercado chino. Si hacer negocios en China es diferente del occidente, lanzar una plataforma de eCommerce requiere gran conocimiento del mercado.

Competencia local y consumidores locales

Uno de los factores a tomar en cuenta al lanzar una empresa es la competencia. El mercado de eCommerce de China está dominado por Alibaba Group Holding Ltd. La compañía es dueña de Taobao, Tmall y Juhuasuan.

La población de China ha alcanzado mil 362 millones de personas y según las estadísticas de desarrollo de Internet del CNNIC, la población que usa Internet creció de 618 millones en 2013 a 632 a finales de junio de 2014, subiendo un 2.3 por ciento.

La penetración de usuarios es menor que la mitad de la población, pero aun así representa una gran oportunidad. Es por eso que se espera que China sea el mayor mercado en 2015, aun cuando el promedio de consumidores conectados sólo pase 25 horas en Internet cada semana, lo cual es bajo comparado con los consumidores occidentales.

Sin embargo, es importante saber cuál es la diferencia entre estos consumidores potenciales. Facebook, Twitter, YouTube, Google o incluso Snapchat no están permitidos en China. Sina Weibo y WeChat son las redes sociales más populares en el mundo, pero el panorama Chino es mayor que eso. Las redes sociales están divididas en dos partes que incluyen Plataformas de Social Media Marketing y Comunidades deIntereses Segmentadas por Objetivos.

 Mayor número de conexiones móviles

Según un estudio de WeAreSocial en 2014, 81 por ciento de los ciudadanos de la red entran en línea vía móviles. El número de consumidores chinos móviles creció rápidamente en 2013, una alza de hasta 42% entre diciembre y junio.

Los clientes chinos prefieren hacer sus compras en horas de trabajo. Lo que es interesante y diferente del occidente es la rápida adopción del chat en vivo como parte de la experiencia estándar de atención al cliente.

Tecnología en sitio, diseño y pago

Las tarjetas de débito y efectivo son los pagos dominantes para las compras en línea como Taobao. Además de estos métodos, los consumidores chinos usan la app Alipay (de Alibaba Group) para pagar todo. Y por todo nos referimos a taxis, electricidad, facturas de agua, renta y enviar dinero a amigos.

Alipay en el líder actual en China en términos del negocio de pagos en línea ya que PayPal no es popular en el país.

Para competir con Alipay, la app móvil de WeChat recientemente se asoció con una app de taxi hace unos meses, abriendo un pago en línea de la tarifa a través de la app en julio 5. La app tiene más de 355 millones de usuarios activos en el mundo, con WeChat ofreciento la oportunidad de comunicarse y pagar en la misma plataforma.

Como Alipay, los usuarios tienen la habilidad de apartar vuelos, taxis, transferir dinero (local o internacionalmente), pagar cuentas, comprar en tienda y casi todo con este servicio.

El diseño también es un factor a tomar en cuenta. Una plataforma de eCommerce allá debería verse igual que las chinas. Los colores y aspecto deben adaptarse a los consumidores chinos. Hacer la plataforma de navegación para el público objetivo hará a los internautas chinos permanecer más y comprar mejor.

Por ejemplo, los sitios chinos tienen mucha tolerancia por anuncios invasivos como banners y pop-us. Los occidentales huyen de un sitio así y se sienten abrumados por la publicidad, pero ellos se sienten cómodos con esa práctica.

Los sitios web del sudeste asiático usan colores brillantes, primarios para atraer la vista. Los occidentales aprecian contenido limpio y discreto, mientras que los consumidores chinos tienden hacia ser extraordinariamente audaces.

Más importante que el factor precio cuando se hace una decisión de compra es la reputación de la marca. Así, cuando se desarrolla una estrategia de eCommerce hay que mantener en mente que un consumidor chino está más inclinado a comprar de una marca si hay escuchado de ella antes a través de la publicidad, ya sea de una campaña o de sus amigos, familiares u otros cibernautas.

Como debe de esperarse, cuando se hace eCommerce en China hay un increíble número de consumidores potenciales, debido al gran número de usuarios de Internet y smartphones.

Por otro lado, lo que no se espera cuando se hace eCommerce en China es la complejidad de factores que son fundamentalmente diferentes del occidente.

Además, el comportamiento en línea de los consumidores difiere entre China y el occidente. Los consumidores chinos esperan un diferente tipo de contenido y están acostumbrados a recibir información en cierto modo.

Los consumidores chinos están más cómodos comprando bienes en línea, sea con apps o a través de sitios web. Saber cuán éxitoso puede ser el mercado de eCommerce en China significa que este podría ser el momento perfecto para una marca para expandirse en el mercado chino.

Shares