Tiempo de lectura: 4 minutos
Shares

En eCommerce es muy importante tener un diseño atractivo, pero también funcional, que facilite a los usuarios navegar y seleccionar los productos, haciendo la compra lo menos compleja posible para obtener conversiones.

Elementos que ‘matan’ conversiones en eCommerce

Existen elementos que causan que los usuarios se vayan de una página y pasen muy poco tiempo en un sitio. ¿Cuáles son? A continuación listaremos qué elementos pueden evitar que tu eCommerce tenga conversiones.

Todos estos errores pueden cambiarse, poco a poco, para optimizar un sitio y animar más ventas.

Falta de un titular lógico

Todas las páginas deberían tener un titular que sea apropiado y le diga al comprador por qué el resto del contenido en esa página o sección es importante.

Se debe pensar en cada página como una página de periódico. ¿Qué te hace leer esa historia en particular? Las palabras seleccionadas, el tipo de letra, el tamaño de letra son importantes y ayudan a las conversiones

Márgenes mal planeados

De acuerdo a un estudio psicológico de la Universidad Estatal de Wichita, en Estados Unidos, los márgenes tienen un rol en la velocidad de lectura y la comprensión.

Márgenes pequeños permiten una lectura más rápida, mientras que los márgenes grandes ayudan a una mejor comprensión. Ya que es importante que los visitantes aprendan acerca de tus productos rápidamente, es crucial encontrar qué funciona mejor.

Limitar demasiado el número de clicks para llegar a un producto

Se ha dicho mucho que entre más clicks le toma a un usuario llegar a un producto, menos quiere continuar. Aunque las analíticas hacen a esto verse como una verdad sin matices, estudios muestran que guiarlos funciona, no importa cuántos clicks tome.

Un estudio en 2003 mostró que el problema no es tanto el número de clicks, sino los resultados no esperados.

Colocar TODO en la parte superior de la página

Es importante incluir información clave arriba del ‘doblez’ imaginario de una página web, especialmente en páginas de productos. La porción superior de estas páginas debe incluir nombre, precio, imagen principal y el botón para añadir al carrito. También, colocar el inicio de la descripción o, al menos, los puntos principales antes de tener que recorrer la página es ideal.

Sin embargo, el resto del contenido puede estar bajo esa línea imaginaria. Estudios muestran que la porción justo arriba del doblez es la que más se consulta, y que casi 75% de los usuarios comienzan a recorrer la página antes de que cargue completamente.

Ofrecer demasiadas opciones

Un estudio de Neuro Web Design mostró que entre más opciones se ofrecen, se reduce la posibilidad de una decisión.

Cuando una gran serie de alternativas se presentan, sólo las primeras son elegidas o el visitante se va porque no puede decidir. A menos que sea un producto personalizado (como una computadora), se logran más conversiones no ofreciendo tantas posibilidades.

Esto también aplica en los íconos para compartir el producto. Presentar una gran variedad de iconos porque la gente usa diferentes tipos de redes puede limitar cuánto la gente comparte los productos. De 3 a 5 íconos para compartir es suficiente y un ícono que abra una pequeña ventana para compartir a otras redes puede ser una buena opción.

Asumir que todos saben qué representan los íconos

Usar íconos para guiar a los usuarios salva espacio invaluable y puede ayudar a tener un diseño más limpio, pero ¿saben los visitantes qué significan los íconos? No hay muchos íconos reconocidos universalmente: imprimir, buscar, email, carrito de compras son de los pocos usados por años, pero otros son relativamente nuevos.

Siempre deben seleccionarse íconos que sean fáciles de entender, además de incluir una leyenda en texto junto a ellos, o en los más importantes, algún tipo de clave.

Los íconos de posición importan tanto como los demás. Se debe incluir espacio entre íconos y leyendas, y ser cuidadosos colocando iconos directamente junto a otros menús o campos para insertar información. Un ejemplo de íconos claros es cómo se usan en redes sociales: la “f” de Facebook es ampliamente reconocida.

Ser muy técnico o muy básico

Aunque un eCommerce tenga una audiencia objetivo, es necesario atraer tantos clientes como sea posible, por lo cual es necesario comunicarse a nivel que lo entiendan todo tipo de audiencias.

Una forma de hacer esto es colocar los textos para tu audiencia objetivo lo más visibles en la página, pero agregar aclaraciones o texto explicativo en otra área del sitio, y sólo como opción en caso de tener dudas.

Acompañar tus productos con imágenes de cómo usar cierto producto, o incluso videos, es una buena forma de asegurarse que todos entiendan cómo funciona el producto, sin ofender a nadie.

Imagen: Shutterstock / Myimagine

Shares